Qué tienen en común el hip hop y el reggaetón

Uno nació en Nueva York y el otro nació en Puerto Rico, pero ambos géneros tienen muchos puntos en común.
Natalia Ríos
Foto: Atlantic Records

El reggaetón y el hip hop tienen más puntos en común de lo que podría pensarse. Hicimos una lista de aspectos que ambos géneros han compartido a lo largo de su historia.

Se les discriminó por su origen callejero

El hip hop y el reggaetón forman parte de movimientos culturales que desde sus inicios estaban dispuestos a ir a contracorriente. Mientras en la calle eran celebrados y bailados, en círculos y medios tradicionales fueron menospreciados.

Tuvieron que pasar varios años para que, por un lado, el hip hop saliera de las calles del Bronx donde nació a mediados de los setenta. Por su parte, al reggaetón le tomó casi una década que la mezcla de ritmos bailables que sonaba en las calles de Puerto Rico llegara a todo el mundo como el género indiscutible para la fiesta.

“El reggaetón es otra expresión del hip hop. Fue el movimiento que permitió abrir las puertas a la cultura latina para convertirse en una de las más dominantes en Estados Unidos”, comenta en entrevista el productor Russell Simmons (Def Jam) en el documental sobre reggaetón Chosen Few.

Foto: J Balvin junto a Jay-Z en Coachella 2018 / Instagram J Balvin.


El reggaetón es hip hop pero con un sabor más compatible con el Caribe  

Especialmente en sus inicios, cuando en Puerto Rico al reggaetón se le conocía como underground, tomaba elementos del reggae jamaiquino pero también del hip hop de Estados Unidos.

Vico C, por ejemplo, cuando se presentó a inicios de los noventa en The Noise, donde se había organizado un concurso de improvisación de raperos sobre pistas de hip hop sorprendió a todos rapeando en español.

Desde entonces, Vico C ha explicado que son prácticamente lo mismo, pero la variación está en el ritmo. “El reggaetón es, en esencia, hip hop, pero con un sabor más compatible con el Caribe y con el latino en general. La gente se enganchó con este por ser algo auténtico”, explica Vico C en Chosen Few.

 


Ambos han cambiado con el tiempo, pero siguen teniendo puntos en común

Si el encuentro de esos estilos a principios de los noventa llevó al surgimiento del reggaetón, con el paso de los años ambos han experimentado cambios que han ido muy de la mano. Un ejemplo claro de esto es el impacto que el trap ha tenido en ambos: primero en el hip hop, a principios de los dosmiles hasta expandirse y masificarse en 2012 con el primer himno del trap, el “Harlem Shake”.

Más tarde el boom del trap llevó a los productores puertorriqueños a seguir sus pasos. Lo que hoy llamamos reggaetón es en su mayoría trap, pero una vez más, es trap con un toque latino.

“El sonido del trap no es latino. Lo que ocurre es que lo tomaron los puertorriqueños, tomaron ese sonido y las letras de los estadounidenses negros y empezaron a explotar el género“, explica a BBC Mundo el periodista colombiano especialista en música Víctor Sánchez Rincones.

Y añade: “El trap es mucho más lento. El bajo es más lento, no retumba y es más suave. La revolución es más baja y la musicalidad se torna más lenta. Este género nació marcado por el hip hop del sur de Estados Unidos y por la influencia del house o del dub”, añade Sánchez.

 


El espíritu de competencia

Este es otro de los puntos en común entre el hip hop y el reggaetón. Así como en el hip hop existen los diss, temas concebidos con la clara intención de atacar a un rival, en Puerto Rico se les conoce como tiraeras y pueden darse entre raperos así como entre intérpretes de trap o reggaetón.