Todo sobre el conflicto entre Eminem y Machine Gun Kelly

Mientras el joven rapero critica la edad de la leyenda, el originario de Detroit continúa presumiendo su estatus.
Héctor Elí Murguía | @hectoreli_

En su más reciente álbum de estudio Kamikaze, Eminem ha despotricado en contra de varias figuras del rap entre las que destacan Tyler, The Creator, Drake y Machine Gun Kelly, pero ha sido con este último, quien en 2012 tuiteó que la hija del rapero “era muy hot”, que ha tenido un verdadero enfrentamiento en los últimos días generando polémica.

El comienzo del pleito

En respuesta a los ataques de Eminem, Machine Gun Kelly lanzó “Rap Devil” la semana pasada, un track donde cuestiona la edad y sobriedad del rapero, quien a sus 45 años de edad ha sobrevivido a distintas sobredosis.

Ante esto, el originario de Detroit dijo en una entrevista: “Me importa una mierda tu carrera ¿crees que realmente pienso en ti? ¿Sabes cuántos malditos raperos son mejores que tú? Ni siquiera estás en la puta conversación”.

“Killshot”

En menos de ocho horas, Slim Shady respondió también con una canción titulada “Killshot” donde califica a Kelly como un mal rapero que usa autotune y se regodea en la idea de que es el heredero de personajes como Dr. Dre y Tupac Shakur, y en donde menciona que los jóvenes raperos como Kelly son poca cosa.

Casi de inmediato, “Killshot”, obtuvo un millón de visitas en la página de Genius, obteniendo un nuevo récord siendo el video musical más visto en ese sitio. Este logro lo había conseguido previamente “The Story of Adidon” de Pusha T y “This Is America” de Childish Gambino.

Kamikaze, primer lugar en las listas

Hasta esta semana, Kamikaze (Interscope/Universal), conservaba la primera posición de la lista Billboard Hot 100 a pesar del lanzamiento de Egypt Station de Paul McCartney, consiguiendo su noveno primer número uno.

De esos álbumes, tres han estado también un par de semanas en la cima: Curtain Call: The Hits de 2005, Relapse de 2009 y The Marshall Mathers LP2 de 2013. Mientras tanto, Recovery, su álbum más vendido, se colocó nueve semanas en dicha lista y es el récord de Em hasta el momento.